El blog de Max Römer: La Venezuela del 'toma y dame'

domingo, 17 de noviembre de 2013

La Venezuela del 'toma y dame'

La campaña populista de Maduro para ganar las elecciones de diciembre, es una demostración de cómo funciona la corrupción en Venezuela. No se trata de una corrupción de cuello rojo, blanco o azul, sino que pasa por la de camisetas rojas y de todos los colores también. ¿Usted no quiere hacer la cola porque le da calor? Paga y se la hacen. ¿Usted quiere comprar una nevera en particular y quiere, por decirlo así, reservarla? Paga al dependiente de la tienda y este se la ‘reserva’. Un toma y dame por todo, un trueque de corrompidos y corruptores que ha saltado a la prensa.
Maduro hace creer que son los empresarios de la venta de electrodomésticos los responsables de los precios de ese tipo de productos y, resulta que la cadena es mucho más compleja. Hay que remontarse al régimen cambiario de las divisas. Como los enseres domésticos no son de primera necesidad, no tienen el favor del dólar a 6.30. Esta realidad hace que para mantener un negocio de estas características las divisas norteamericanas con las que se puede importar, se deben adquirir a dólar libre, es decir, a lo que te pidan por la divisa en los mercados negros, razón por la cual los precios de adquisición pueden estar sobre los 48 o más bolívares por dólar. Con ese calvario de fluctuaciones de precios que no son precisamente céntimos, el comerciante debe hacer un poco más: entrar en el círculo de la corrupción.
Una vez sorteadas todas las corruptelas propias de la aduana, en las que se deben mojar las manos de muchos guardias nacionales, cuya divisa es el honor, así como otras muchas conciencias, se coloca el producto en el mercado –que cuesta lo suyo en local, empleados, decoración, electricidad, seguridad social, etc.– con la dificultad de saber si se podrá vender o no, puesto que las posibilidades de colocación dependen de un manejo propio de los deseos de compra del público.
Así, la cadena se convierte en un toma y dame, en revisiones de contenedores, en procesos de corruptelas de todo tipo para llegar a exhibir orondamente la nevera que, por otras razones, estará más tiempo vacía que llena… a menos que se tengan los contactos en los mercados, se le pague lo suyo al carnicero, al lechero y al cajero para que le tengan guardaditos el corte de carne o la leche.
Ahora, con toda ese mecanismo perverso de corrupción –y razón principalísima de que Chávez ganara las elecciones en 1998 con su oferta de combatirla– los corruptos de gobierno central, ofrecen a precios de gallina flaca los enseres como parte de su campaña electoral y de redistribución de la riqueza, haciéndole otro favor a la economía: por cada empresa ‘saqueada’ mediante estas formas, quedarán en la calle muchas familias que no tendrán empleo después de quebrar a sus jefes y, por si fuera poco, tampoco tendrán la oportunidad de cobrar ese sobre sueldo por reservar la nevera, o a los menos favorecidos, hacer la cola o a los que están cerca de los alimentos, guardarlos para que más tarde, alguien se los lleve pagando su correspondiente cuota de corrupción.

Y toma y dame permanente, una corrupción que ha acompañado al chavismo y a Venezuela los últimos 15 años que tienen los rojos en el poder y que, para los efectos de dominar la economía, han bloqueado las páginas web en las que aparecían los montos de la fluctuación cambiaria de la moneda. Una manera, a la Maduro, de hacer creer que se dominan los números y que se camufla, por decirlo de alguna manera, a una economía que se desmorona a trozos  que nadie se explica cómo es que ha llegado a esos niveles.

1 comentario:

Unknown dijo...

Así es Max, totalmente de acuerdo. Lo que no entiendo es cuando dices "....razón por la cual los precios de adquisición pueden estar sobre los 18 o más bolívares por dólar..." cuando desde hace meses, el dolar paralelo pasó la barrera de los 50 bolivares y su valor ha llegado a alcanzar hasta 10 veces el valor del dolar oficial. Hago la observación porque tu artículo es impecable y podría ser un error de tipeo. Te felicito por tu opinion tan acertada, lo mismo trato de explicar cada dia a quien quiera escucharme, para que se entienda la distorsión (por decir lo menos fuerte, ya que admite todo tipo de calificativos) que existe en la economía venezolana.