El blog de Max Römer: ¿Las cárceles también son culpa de Globovisión?

domingo, 27 de enero de 2013

¿Las cárceles también son culpa de Globovisión?


Mueren entre policías y reclusos 61 personas y otros 120 quedan heridos. Un motín en la cárcel de Uribana que se conoce primero por el canal de noticias Globovisión y las redes sociales antes de que la ministra de Centros Penitenciarios se entere. “Fuimos sorprendidos por la publicación de la información de la requisa por el canal Globovisión, las redes sociales y la página web de El Impulso” dijo Iris Varela.
Una vez más la culpa es de los medios. Si no existieran, la revolución bolivariana sería como una caja de regalo, de lo más bonita con papel de colores con la cara del Che y de Chávez al estilo Disney y con lazos rojos de esos grandes y en medio del paquete. Pero, se le olvida a la ministra que la verdad es como los gases, inunda los espacios vacíos y plena las conciencias de quienes desean saber qué pasa. Principios fundamentales de la física que se aplican en el mundo de la veracidad informativa.
No se trata de maquillar señora ministra. No se trata de decir que la revolución combate el crimen de las calles y tiene reformas importantes en materia de reclusión de delincuentes. No se trata de echarle la culpa a 40 años de alternabilidad democrática, ni a los medios de comunicación. ¡Carajo! ¡Qué no! ¡Que ya llevan 14 años en el poder! Se trata de que asuman la responsabilidad que les ha dado el pueblo de gobernar, de actuar, de acometer las reformas y las inversiones necesarias en materia de seguridad jurídica y social. Se trata de que usted, como abanderada de un proceso que implica serias transformaciones sociales y judiciales emprenda su labor con orgullo y responsabilidad y se deje de estarle echando la culpa a Globovisión.
181 personas terminaron con proyectiles en el cuerpo o alguna herida de arma blanca. ¿Se da cuenta usted de que para que esto ocurra tiene que haber una filtración de armamentos hacia una cárcel? ¿Se ha percatado de que la situación se le fue de las manos? ¿No se da cuenta de que los niveles de corrupción que hay en esa cárcel (no sabemos si en las demás) han llegado a que se filtren armas para que los reclusos puedan sobrevivir? 
¡Hay que joderse señora ministra! Tiene que mojarse de responsabilidad y asumir de una vez por todas que lo más honroso cuando no se puede con un cargo es renunciar. Ahora, van a investigar. ¿Investigar qué? ¿A sí mismos? ¿Van a preguntar a los muertos? ¿A los heridos? ¿A la policía? ¿Van a cerrar la cárcel y van a mover a los presos a otra para que el hacimiento sea mayor? ¿Vociferará como siempre ha hecho frente a los “desmanes” de la verdad? ¿Gritará hasta que se descongelen los polos en contra de los medios de comunicación? ¡Ya nadie le cree! ¡Ya nadie les cree!
Han hecho un golpe de estado a la medida de Maduro engañando al pueblo venezolano y al mundo entero y ahora la culpa de las cárceles es de un canal de televisión por UHF. ¡Qué manera de gobernar! ¿Así es que se gobierna?
Póngase a trabajar señora ministra de cárceles. Dele la cara a la prensa y diga que son ineficientes, que no saben hacer las cosas, que necesitan apoyo de países que saben gestionar cárceles y prisiones, que requieren apoyo para la rehabilitación de los presos, que han hecho a propósito este toque de queda nacional a partir de las 6:00 de la tarde para que la gente que salga a la calle sea eliminada por cualquier motivo de supuesta riqueza: un par de zapatos deportivos, un teléfono móvil o la bujía de una moto.
¡Trabaje!

No hay comentarios: