El blog de Max Römer: ¿Fuera de ranking?

domingo, 15 de enero de 2012

¿Fuera de ranking?


En la memoria y cuenta presentada por el presidente Chávez ante la Asamblea Nacional, María Corina Machado, la única precandidata a sustituir al comandante, se le plantó en su condición de diputada y le dijo cuatro verdades. Le habló de hambre, de delincuencia, de expropiación y de debate democrático (ver el vídeo en este enlace http://www.dailymotion.com/video/xno9xl_maria-corina-machado-responde-al-presidente-chavez_news).
El presidente, en esa habilidad de comunicador le permitió el micrófono tras ocho horas de estar en su soliloquio y, una vez que Machado le pidiera debate, Chávez le dijo que ella no tenía el ranking para discutir con él. ¿Cómo que no lo tiene? ¿Es que acaso es un semidios? ¿Es que la constitución venezolana no plantea la igualdad?
Las redes sociales están llenas de aplausos por las gónadas demostradas por esta mujer y política venezolana y han dejado en entredicho, una vez más, el carácter autocrático de Chávez.
Ahora, ¿qué se avecina? Las acusaciones de robo que hiciera Machado al presidente se convertirán en el nuevo argumento del gobierno para decir que la democracia de los 40 años dilapidó a la nación. El hambre y la carencia de alimentos en los canales de distribución serán atribuidas a las mafias de los oligarcas, en fin, la retahíla de siempre. La tristeza y desolación de un país que se cayó a pedazos y que Chávez hace creer que él es Adán en el edén del trópico.
Ranking tiene y mucho, no sólo María Corina Machado, sino todos los venezolanos que están prisioneros en sus casas para no perder la vida. Ranking tienen los empresarios que, indefensos han visto cómo los esfuerzos de sus vidas se quedan en manos de un gobierno que se apropia –roba como dijo Machado- para envilecer a un país, expropiándole su futuro.
Ranking tiene también la madre que busca comida y no la encuentra. O aquellas que a las puertas de las morgues esperan que les entreguen los cadáveres de sus hijos para darle sepultura. Ranking también tienen los que han perdido el sentido de familia por los odios sembrados, como ranking tiene también el país de exigirle al presidente respeto.
Como hijo y esposo de mujer, sentí que el beso que Chávez le ofreció a Machado, si llegase el día en que le entregara la banda presidencial, es lo más morboso que en cadena nacional hubiese podido decir venezolano alguno. Una actitud propia de los pensamientos más bajos, de los retorcidos entresijos de un ser que está perdido en su egolatría.
María Corina Machado en ese momento de enfrentarse a Chávez se comportó como lo hiciera en la gesta libertadora Luisa Cáceres de Arismendi. En ese minuto de gloria de Machado, se convirtió en una heroína de temple, una diputada dispuesta rescatar al país. Segura de poder darle a sus congéneres el apoyo que requieren para sacar adelante a sus familias.
Ojalá que el candidato que gane, si no fuera María Corina, la considere en su gabinete porque reciedumbre, valentía y disposición tiene.  
Lo que sí está muy claro es que Chávez en las más de nueve horas que habló del país de la fantasía en el que él solo vive, no convenció al país, dejó de lado los temas prioritarios. Así, como siempre, en todo ese marasmo de palabras dedicó, como lo hizo, ocho minutos al tema de la seguridad ciudadana. Hay que ver quién es que no tiene ranking.

No hay comentarios: