El blog de Max Römer: El cabo Guerra está también en mi sobre de Fedex

domingo, 15 de mayo de 2011

El cabo Guerra está también en mi sobre de Fedex


Esta semana recibí una carta vía Fedex y, me llamó mucho la atención que el cartero me dijera, con la cara sonreída, le mandan esto. Firmé el acuse de recibo y, de repente, veo que mi correspondencia había sido violada. Violada en origen, por el cabo Guerra[i] de la Guardia Nacional -aquella institución que tenía como máxima “el honor es su divisa”- con la garantía de que fue ese cuerpo militar, porque dejaron cinta adhesiva con sus señas, cerrando nuevamente el sobre de modo grotesco.

Uno, ya acostumbrado a que las cosas sean así, a la rompe, cuando ves que tu sobre ha sido roto por un guardia nacional (en minúsculas a propósito) y es el cartero que sabe del valor de la inviolabilidad de la correspondencia el que te hace ver que te han ultrajado, vaya, que te molestas y te das cuenta, te subrayas, esas ideas que tienes de lo mal que vivimos en Venezuela en materia de derechos fundamentales.

Te vienen a la mente montones de preguntas. Una colección de porqués. ¿Para qué Fedex te hace firmar como remitente una serie de planillas en la que juras sobre las lápidas de tus muertos que lo que envías no es ilícito? ¿Cómo es posible que el cabo Guerra desconozca el trabajo de ese funcionario de Fedex que hizo su labor el día anterior haciéndote firmar esos juramentos? ¿Por qué la guardia nacional destina a unos cuantos de sus cabos a revisar sobres en lugar de combatir la inseguridad que reina en las calles? ¿Qué garantía tiene el destinatario de un sobre que no le “siembran” alguna sustancia esos guardias nacionales para incriminarlo después en alguna fechoría que cometió otro y no saben cómo resolverla? ¿Será que el gobierno de la satrapía la tiene emprendida con el remitente o con el destinatario? ¿Será que las empresas de envío de correspondencia le generan envidia al instituto postal telegráfico -Ipostel- de Venezuela y por eso, mandan al cabo Guerra a abrir los sobres? ¿Será que quieren expropiar a Fedex y le están haciendo estas artimañas para que la gente deje de usar sus servicios por ser una empresa del imperio?

Cansa. Cansa que todo el que viaja desde Venezuela deba ser ultrajado por este militar en el aeropuerto, quien punzón en mano, perfora los libros de la gente para ver si llevan algo más que saber. Cansa que los vuelos se dilaten 2 horas, y más, por la requisa que se hace al equipaje de todos los pasajeros. Cansa saber que tus cartas son leídas. Cansa saber que se destinan los recursos económicos y de formación de un ejército para perseguir a los ciudadanos comunes, mientras, pulula la inseguridad. Cansa imaginar que esa guardia nacional se hace la vista gorda, en una palabra, secuaz, de las fechorías de todo tipo y uno, ahí, desarmado y sobre en mano, queriendo respuestas a tanta inoperancia.

Yo, en mi humilde condición de destinatario de ese sobre de Fedex, alzo mi voz de protesta en contra de la violación de la correspondencia, que en definitiva, es una violación a mi derecho a la información.

Son años dejándonos pisotear, dando paso al desalmado sistema que nos deja a todos así, perplejos y haciendo lo que yo en este momento, escribiendo un email, un blog o un twitter tratando de hacer alguna cosa porque las marchas no sirvieron más que para desenmascarar más desmanes, porque los votos han servido para legitimar la violencia, porque… el etcétera es tan largo que mejor doy la palabra para que cada quien ponga el suyo, dejando en Internet nuestra huella para los historiadores del futuro, y punto.


[i] (puede ver un poco más sobre este personaje en este post anterior http://elblogdemaxromer.blogspot.com/2009/09/el-cabo-guerra.html)

No hay comentarios: